Title Image

enero 2014

Crema de morcilla, bombón de foie, capón asado, leche de los monjes de La Trapa, lechazo churro, alubias de Saldaña, brazo de San Lorenzo, vino de Arlanza y cerveza de Torquemada. Son sólo algunos de la amplia gama de productos que forma parte de la marca de calidad Alimentos de Palencia. Buena parte de ellos son únicos y excepcionales porque no se producen ni elaboran en ningún otro sitio o por su carácter innovador, pero todos tienen en común su elevado nivel de calidad y seguridad alimentaria. Entre todos han conseguido que Palencia suene cada vez con más fuerza en el ámbito gastronómico del país. La última acción promocional de Alimentos de Palencia se celebró en Bilbao a finales del pasado año y entre los asistentes se encontraban varias estrellas Michelín que no sólo conocían los productos, «sino que decían tener en sus cocinas estas morcillas, cecinas o quesos», afirma con orgullo Javier Labarga, presidente del Centro Tecnológico de Cereales de Castilla y León (Cetece), organismo que se encarga del control de Alimentos de Palencia.

Noticia proporcionada por el Diario palentino ver la noticia completa